English Version

Pequeños Relatos de Idas y Vueltas

VIAJAR CON NIÑOS: LA NUEVA NORMA

Viajar con niños alrededor de países como Ecuador y Colombia no es la norma, no por cualquier tramo de la imaginación. Pero cuanto más tiempo estamos en el camino, más familias viajeras conocemos. Si bien puede no ser la norma en la actualidad; la marea está cambiando y cada vez más familias están tomando la decisión de salir de su zona de confort, para explorar la belleza que este mundo tiene para ofrecer.

Denominado World Schooling, estamos dando a nuestros hijos (Emilia 10 y Matthew 5) una educación alternativa, una oportunidad para aprender del mundo que les rodea. Ellos pueden aprender acerca de Ecuador de un libro o pueden experimentar los diversos escenarios que el país tiene para ofrecer. Pueden leer sobre los conflictos de Colombia o pueden venir al país para entender que es un país hermoso, que vale la pena visitar a pesar de su colorida historia.

Elegimos viajar a un paso lento – donde podemos pasar en un país varios meses o incluso años en algunos casos para entender lo que lo hace ser lo que es, y cada uno de estos países que visitamos se convierte en nuestra casa durante un tiempo limitado. Nos hemos ‘asentado’ en países como China, Perú, Ecuador y Colombia y nuestro viaje no ha terminado todavía. En unas pocas semanas, vamos a cruzar a Centroamérica y donde comenzaremos el lento regreso a Canadá, nuestro hogar durante el tiempo que elijamos quedarnos.

Y repito, no estamos solos. Nos gusta ponernos al día con otras familias que viajan en la carretera, por más cerca o distantes que se encuentren. Son más comunes países más conocidos como Perú, estamos esperando conocer otras familias que viajan en Colombia, no tengo ninguna duda de que se encuentran aquí en alguna parte. Las personas que encontramos en nuestro camino es lo que en realidad, enriquece nuestro viaje.

Como ghostwriter, me decido a escribir para los clientes en el camino y ganar dinero al viajar. Para ahorrar en alojamiento, ofrecemos nuestros servicios como voluntarios lo que crea muchas nuevas experiencias de viaje. Hoy en día nos encontramos gestionando un hostal justo en las afueras de San Gil, Colombia; hace un mes estábamos ayudando a establecer una permacultura y eco-albergue en el corazón del distrito de cafetero en Colombia; en un mes quién sabe dónde estaremos. Eso es todo parte del viaje también.

No todo ha ido según lo previsto en nuestro viaje. Nos han sucedido muchas cosas en el camino, como haber sido ‘robados’ por mecánicos que realizan un trabajo de mala calidad e incluso han acuchillado nuestro cuatro neumáticos. Pero perseveramos ya que eso también es parte de la experiencia.

Un viaje a largo plazo no es fácil; de hecho, algunos días es más difícil de lo que quisiéramos imaginar. Pero las recompensas valen la pena y el trabajo duro que hay que realizar para que esto ocurra. No estamos en un día de fiesta permanente como a muchos les gusta creer; sólo estamos viviendo nuestras vidas como todos los demás. Sólo elegimos hacerlo fuera de los confines de un estilo de vida tradicional. Puede que no lo hagamos para siempre, pero por el momento nos conviene.

“¿Qué harán una vez que regresen a Canadá?” Es una pregunta que nos hacen comúnmente. Nuestra respuesta es siempre la misma; no tenemos ni idea. Eso también es parte de la diversión – el no saber. Eso nos ofrece mucho espacio para la aventura y eso nos encanta.

Michelle Tupy es una ghostwriter, enfocada en los géneros de negocios, estilos de vida y de viaje. Ella es absolutamente feliz la mayor parte del tiempo escribiendo blogs, comentarios de Facebook, artículos y libros electrónicos en nombre de gerentes ocupados. Michelle está trabajando actualmente en un libro sobre el viaje con su familia por Cusco, Perú hasta las Cataratas del Niagara, Canadá titulado “And Off We Went”.

– Michelle Tupy